Vitamina K

La vitamina K es imprescindible para la coagulación de la sangre, las deficiencias de esta vitamina pueden llevar a que se produzcan hemorragias

La vitamina K es una vitamina liposoluble que cumple un rol fundamental en la coagulación sanguinea, por esa razón se la conoce como la vitamina antihemorrágica.
Es difícil que se produzcan deficiencias de vitamina K porque los requerimientos diarios se obtienen de la alimentación, pero en caso de haber carencias estas pueden manifestarse con la aparición frecuente de hematomas y un mayor sangrado ante la más mínima lesión.




Algunos estudios han descubierto que la vitamina K, además de intervenir en la coagulación, también previene la Osteoporosis en mujeres premenopáusicas y menopaúsicas.
Sería también beneficiosa para la salud del corazón y evitaría la acumulación de calcio en las paredes de las arterias.

Alimentos que contienen vitamina K

Existen dos formas naturales de vitamina K, la vitamina K1 (filoquinona) y vitamina K2 (menaquinona). La vitamina K1 se obtiene de la alimentación, la vitamina k2 se produce gracias a una síntesis de bacterias que se encuentran en el intestino.

La vitamina K se encuentra en: Perejil, espinaca, acelga, col, col rizada, brócoli, coliflor, lechugas, cerales, germen de trigo, banana, kiwi, aceite de oliva, carne de res, hígado, pescado, huevos, leche.

[smartads]

Causas de deficiencias de vitamina K

Si bien los requerimientos de vitamina K se cubren con la alimentación diaria, pueden producirse deficiencias debido a diversos trastornos, por ejemplo:

– Obstrucción en el colédoco, conducto biliar que lleva la bilis al intestino.
– Enfermedades del hígado.
– Trastornos intestinales.
– Pacientes tratados con medicamentos anticoagulantes antagonistas de vitamina K.
– Tratamientos prolongados con antibióticos.

Vitamina K

Síntomas de deficiencias de vitamina K

– Formación de hematomas al menor roce o sin causa aparente.
– Sangrados frecuentes (naríz, encías).
– Sangrado profuso en caso de lesiones.
– Aparición de sangre en la orina o en las heces.
– Menstruaciones con excesivo sangrado o por períodos prolongados.

Estos síntomas pueden corresponderse con los de otras patologías y sólo el médico puede determinar si se deben a deficiencias de vitamina K.



Copyright © Salud Plena

Los artículos de Salud plena y las respuestas a las preguntas de los usuarios sólo pretenden brindar información y NO suplantan de ningún modo la consulta médica.
Todo tipo de tratamiento, remedio natural o dieta debe ser aprobado por su profesional de confianza
.

Share Button

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Content Protected Using Blog Protector By: PcDrome.