La anemia durante el embarazo

Durante el embarazo puede producirse anemia y aunque no suele causar problemas serios es necesario buscar la forma de prevenirla

La anemia consiste en una baja producción de Hemoglobina, glóbulos rojos o hematíes, la anemia que se produce durante el embarazo se debe a que en esta etapa se incrementa el volumen sanguíneo en aproximadamente un 50% más y esto ocasiona un descenso en la cantidad de glóbulos rojos.
También se produce una mayor captación del hierro por parte del feto la cual debe ser cubierta con la alimentación.




¿Qué problemas causa la anemia en el embarazo?

La anemia no suele afectar el embarazo ni causar daños de consideración al feto, en casos severos puede causar de niños con bajo peso al nacer, partos fuera de fecha y también aumenta las posibilidades de que el niño padezca anemia en sus primeros meses o esté bajo de defensas.

Sintomas de anemia en el embarazo

* Cansancio sin motivo
* Dolores de cabeza frecuentes
* Piel amarillenta o palidez
* Adormecimientos en las extremidades
* Zumbidos o ruidos en los oídos
* Cambios de carácter
* Taquicardias o palpitaciones

Como saber si se tiene anemia durante el embarazo

Seguramente el médico indicará un análisis de sangre llamado Hemograma ya que está dentro de las pruebas normales de control del embarazo, mediante este análisis se comprueban los niveles de hemoglobina y en caso de constatarse anemia se indica el tratamiento que corresponda.

Tratamiento para la anemia en el embarazo

Lo primero que indicará el médico es consumir alimentos ricos en hierro como las carnes rojas, el hígado, huevos, lacteos, vegetales de hoja verde especialmente Berro, frutas cítricas, kiwis, fresas, legumbres, pasas de uva, frutos secos.
El profesional puede considerar que además de la alimentación sea necesario tomar suplementos de hierro y vitaminas.

Para que el hierro sea absorbido es necesario consumir alimentos que la contengan vitamina C la cual se encuentra especialmente los cítricos, pimiento rojo, fresas, kiwis, etc.
No beber té o el café inmediatamente luego de las comidas (pueden ser bebidos después de dos horas) ya que pueden interferir en el proceso de absorción del hierro.

Copyright © Salud Plena

Los artículos de Salud plena y las respuestas a las preguntas de los usuarios sólo pretenden brindar información y NO suplantan de ningún modo la consulta médica.
Todo tipo de tratamiento, remedio natural o dieta debe ser aprobado por su profesional de confianza
.

Share Button

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.